Método para cultivar alimento en el interior de un aeropuerto

29 Nov 2013
Método para cultivar alimento en el interior de un aeropuerto

Un huerto en el aeropuerto internacional de O’Hare de Chicago

Después de la novedosa tendencia de los techos verdes como “los jardines del mañana”, el aeropuerto internacional O’Hare de Chicago inauguró en el 2011 su primer huerto de legumbres en el interior de su terminal 3. Un auténtico paseo en medio de un jardín más que urbano

¿ Cómo producir y comer alimentos locales en un aeropuerto ?

El jardín urbano del aeropuerto O’Hare de Chicago, situado en el entresuelo del terminal 3, es un espacio de paz y tranquilidad donde se cultivan hierbas y legumbres locales para el placer de los clientes de los restaurantes del aeropuerto, consumiendo de esta manera productos frescos. El jardín está compuesto de albahaca, eneldo, acelgas, perejil, cilantro, cebolleta, pimientos, lechuga, flores comestibles, orégano, judías verdes, tomillo…

Para producir estos alimentos, el equipo dispone in situ de un cultivo aeropónico, término cada vez más de moda en el mundo entero, que permite el crecimiento de las plantas sin hacer uso de suelo. Es decir que son cultivadas y alimentadas únicamente a base de la vaporización del agua de alimentos minerales. Comprar y cultivar productos locales es uno de los mayores objetivos de nuestra sociedad actual.

Es una excelente manera de integrar nuevos métodos sostenibles en distintos espacios medioambientales de nuestras actividades.

Los restaurantes de este aeropuerto son los beneficiarios directos de este huerto que acumula ventajas como el de un producto local, urbano y sostenible… Aunque el aeropuerto estando a favor de la esfera del desarrollo sostenible posee además techos vegetales, todo tipo de reciclajes, reducción de consumo de energía y agua….

Desde su inauguración, numerosas son las visitas y los comentarios muy positivos de este insólito jardín urbano. Comer producto local, sano y a coste razonable parece ser el nuevo desafío de las empresas. Es una manera de conectarse a la vez con la tierra, reducir nuestra huella de carbono y ofrecer experiencias frescas a la clientela.

Opina sobre esta noticia