¿Hemos perdido la batalla contra el cambio climático?

18 Oct 2018
¿Hemos perdido la batalla contra el cambio climático?

¿Hemos perdido la batalla contra el cambio climático?

Así es. O, al menos, esa fue la sensación que tuvieron los representantes de los 197 países que en 2015 firmaron el Acuerdo de París.

En ese acuerdo, se abandonó la idea de evitar el cambio climático y se acordó que todos los países firmantes harían esfuerzos para frenar el calentamiento global y mantenerlo por debajo de los 2ºC.

Concretamente, el Artículo 2 del Acuerdo de París expresa que uno de los objetivos es “mantener el aumento de la temperatura media mundial muy por debajo de 2ºC con respecto a los niveles preindustriales”.

Es más, el mismo acuerdo continúa con el compromiso de “proseguir los esfuerzos para limitar ese aumento de la temperatura a 1,5ºC”.

Parece, pues, que nuestros líderes mundiales ya han asumido que ya van tarde para revertir el cambio climático. Ahora la verdadera batalla se libra para detenerlo e impedir su avance.

Más allá de 1,5ºC

A priori, podría parecer que una diferencia de medio grado centígrado no es mucho.

Sin embargo, a escala global, esta diferencia de temperatura puede llevar a consecuencias nefastas en la biodiversidad del planeta, en la salud de las personas y en el acceso a los recursos más básicos.

Así lo expresa el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) en su último informe.

Según el IPCC, si conseguimos detener el calentamiento global en 1,5ºC, reduciremos el número de personas expuestas a los problemas climáticos y la pobreza en varios cientos de millones.

Además, también limitaremos el impacto y la expansión geográfica de algunas enfermedades como el dengue y la malaria.

Por lo que respecta a la biodiversidad, superar la barrera de 1,5ºC implicaría acelerar todavía más las ya preocupantes extinciones masivas de especies por todo el planeta.

A modo de ejemplo, el incremento de 1,5ºC (algo que parece inevitable) conllevará la reducción de entre el 70% y el 90% de los arrecifes de coral de aguas cálidas.

Sin embargo, 2ºC harían que estos corales desaparecieran casi por completo. Y no debemos olvidar que el coral es un elemento clave para los ecosistemas marinos.

No vamos por el buen camino

Actualmente, la temperatura global ya ha aumentado en un grado respecto a la época anterior a la Revolución Industrial del siglo XIX.

Y a pesar de eso, las emisiones siguen aumentando año tras año.

A este ritmo, los expertos aseguran que el calentamiento global irá más allá de 1,5ºC entre 2030 y 2052.

Es más, también expresan que, si nada cambia, se llegará a los 3ºC de aquí a finales de siglo, lo que puede traer unas consecuencias catastróficas en todo el planeta.

Pero no está todo perdido. El mismo IPCC señala en su informe que todavía es posible impedir que el calentamiento global supere la barrera de 1,5ºC.

Sin embargo, los expertos también indican que esto “requeriría cambios rápidos, de amplio alcance y sin precedentes en todos los aspectos de la sociedad”.

Estos cambios pasan por una rápida adaptación del modelo de consumo energético, un cambio en la planificación urbana y, por supuesto, un incremento de los recortes de emisiones de gases contaminantes.

Pero, para lograr detener el cambio climático, no basta solo con dejar de emitir gases de efecto invernadero, sino que también es necesario disminuir la concentración de esos gases en la atmósfera.

En este sentido, la conservación y expansión de los espacios naturales es una buena medida para hacerlo, ya que la vegetación absorbe esos gases y los transforma en oxígeno, contribuyendo así a limpiar el aire.

¿Cómo contribuimos desde Verdtical?

En Verdtical queremos fusionar la naturaleza y el urbanismo para conseguir ciudades verdes menos contaminantes.

Nuestros jardines verticales actúan como pulmones que absorben los gases contaminantes y limpian el aire de su alrededor.

Además, la tecnología iPanel convierte nuestros jardines verticales en sistemas totalmente eficientes con un consumo mínimo de agua y luz.

Para nosotros, cada nuevo jardín vertical que instalamos es una nueva máquina depuradora del aire que contribuye a reducir las emisiones de la ciudad.

De esta forma, queremos que las ciudades dejen de ser el principal problema para el medio ambiente y pasen a ser parte de la solución para frenar el calentamiento global.

¿A qué estas esperando? ¡Instala ya uno de nuestros jardines verticales!

¡Puedes ver todos nuestros EcoProyectos!

Es un Ecofuturo para todos, únete y hazte Ecoprofesional.

Últimos proyectos