¿En qué consiste la rehabilitación sostenible?

02 Sep 2018
¿En qué consiste la rehabilitación sostenible?

A la hora de rehabilitar un edificio es importante reducir la demanda energética de la construcción, modernizando el sistema de aislamiento de las fachadas, cubiertas y la carpintería; de modo que se implemente una mayor eficiencia energética.

Esto se consigue gracias a la instalación de materiales y sistemas con menor consumo y mejor rendimiento. Además, es muy importante el uso de energías renovables y, sobre todo, de combustibles que contaminen lo mínimo posible.

¿Por qué rehabilitar un edificio?

El objetivo de rehabilitar una construcción siempre es el de conseguir un mayor confort y preservar la habitabilidad de la misma. También el de adaptarse mejor a las condiciones medioambientales y poder mejorar la calidad de la vivienda, haciendo un mejor uso de la energía, como puede ser mediante el aprovechamiento de la ventilación o iluminación natural o incluso utilizando la energía solar pasiva, cuyo funcionamiento es sostenible y muchísimo menos contaminante.

Rehabilitar, es la unión del verbo habilitar y el prefijo “re”, significa literalmente “volver a habilitar”. En el caso de los edificios, la necesidad de una rehabilitación puede verse motivada por varias causas, ya sea por la degradación del edificio consecuencia de la vejez o del desuso del mismo, o simplemente por su baja eficiencia energética, que implica que el edificio no sea sostenible y tenga un mantenimiento más caro del que podría.

Ejemplos de rehabilitación sostenible

Hotel Meliá (Bilbao)

La cadena hotelera Meliá Hotels International se rige por una estricta política de sostenibilidad a la hora de implementar sus negocios con el objetivo de mitigar el impacto medioambiental. En cuanto a arquitectura sostenible, está adherida al proyecto SAVE que fue impulsado en 2007 y cuenta ya con 201 hoteles, que trabajan para garantizar el ahorro y la eficiencia energética de los mismos.

hotel melia bilbao sostenible

En lo que se refiere al Hotel Meliá, se trata de un emblema de Bilbao y su remodelación forma parte de la reconversión de una ciudad industrial a una ciudad de servicios. El edificio está inspirado en la obra de Chillida, concebido como una gran piedra con muchas aberturas por las que entra la luz natural.

En la rehabilitación se dotó al hotel de unas instalaciones térmicas y de climatización completamente monitorizadas y muy eficientes. También se instaló un aislamiento térmico mucho más envolvente de lo que es exigido por la norma. Asimismo, el hotel consta de un sistema de ventilación forzada con recuperación de calor, un suelo radiante en el hall y también un sistema de iluminación de alta eficiencia con el que se consigue un gran aprovechamiento de la luz natural.

Además, numerosos de los materiales usados en su rehabilitación constan de características ambientales valoradas por las guías como los paneles de aglomerado y la pintura.

Edificio Centro Cultural Daoíz y Velarde (Madrid)

Edificio Centro Cultural Daoíz y Velarde

Situada en Madrid, esta construcción rehabilitada por el arquitecto Rafael de La-Hoz es una vieja nave industrial, que fue un cuartel, en estado de abandono cuando se inició la recuperación. En él, se ha respetado la geometría de la planta general del edificio, así como su fachada de ladrillo visto y la estructura metálica.

La sostenibilidad en su rehabilitación se consigue al proveerlo de una alta eficiencia energética y también implementando sistemas de energías renovables. Además, se ha instalado una cubierta de última generación, con las funciones de aprovechar al máximo la luz y la ventilación natural.

Últimos proyectos